CIC Energigune consigue mas de 1.2 millones de euros de fondos europeos a traves de tres proyectos de investigacion

  • El centro, con sede en el Parque Tecnológico de Álava, estudiará, entre otras cosas, nuevos materiales para aumentar la vida útil de las baterías y trabajará en el desarrollo de nuevas aplicaciones del grafeno en el campo de la energía
  • Ha traccionado la participación de varias empresas vascas en estos proyectos de I+D, que comienzan este mes, como Iberdrola o Gegasa

CIC Energigune, el centro de investigación de la energía, dependiente del Departamento de Desarrollo Económico y Competitividad del Gobierno Vasco, a través del Ente Vasco de la Energía (EVE), comienza este mes de octubre su participación activa en tres importantes proyectos de investigación propiciados por los fondos europeos del programa marco. El centro, ubicado en el Parque Tecnológico de Álava, desarrollará su labor investigadora en estos proyectos gracias a una importante aportación económica desde la UE que supera en su conjunto los 1,2 millones de euros. “Apenas 3 años después de nuestra puesta en marcha, el trabajo del CIC Energigune se ve refrendado por Europa con nuestra inclusión en tres proyectos punteros sobre energía colaborando con otros importantes centros, universidades y empresas de toda Europa y liderando, en ciertos casos, algunos de los campos de investigación”, señala Jesús María Goiri, director del CIC Energigune. Los tres proyectos de investigación se incluyen dentro del 7º programa marco europeo y cuentan con una financiación global de más de 65 millones de euros

Desarrollo de microsensores

Las tres investigaciones en las que va a participar el centro vasco están  centradas en el campo principal del CIC Energigune, el almacenamiento de energía, una cuestión clave para el desarrollo futuro de nuestras sociedades. La primera de ellas, SIRBATT está liderada por la Universidad de Liverpool y cuenta con 12 socios. Su principal objetivo es el desarrollo de microsensores para controlar la temperatura y la presión interna de las células de litio, esto permitiría una mayor duración de las baterías y su uso a gran escala en redes. Los resultados de este estudio podrían ser la llave para alargar la vida de las baterías.

“En este proyecto — apunta Goiri— tenemos tres principales tareas en las que tendrán un peso muy importante las plataformas y el equipamiento de alto nivel con el que contamos en el centro. Por un lado, realizaremos un estudio de las propiedades estructurales y electrónicas de las interfaces entre electrodos y electrolitos en las baterías de litio. También abordaremos la caracterización in situ y ex situ de las interfaces electrodo/electrolito. En esta iniciativa, el CIC Energigune ha conseguido traccionar la participación de una de las empresas vascas referentes del sector de la energía, Iberdrola, que lidera la tarea de definición de aplicaciones a gran escala y participa en el análisis del rendimiento de las baterías optimizadas. La inversión total en los trabajos es de 3,2 millones de euros.

Mejores baterías para vehículos eléctricos y el grafeno

El segundo de los proyectos europeos en los que participa el CIC Energigune tiene como objetivo conseguir baterías más seguras y resistentes para los nuevos vehículos eléctricos, en definitiva baterías con una mayor vida útil. La labor del centro de Miñano en este estudio consistirá, principalmente, en investigar porque se degradan las baterías actuales para luego poder definir nuevas formas de combatir o evitar esta degradación. Se trabajará, por lo tanto, en estudios post mortem y en nuevos materiales para baterías de litio.

Esta iniciativa tiene un presupuesto global de 8,2 millones de euros, de los que el centro vasco gestionará 442.000. Al igual que en el SIRBATT, el CIC Energigune ha conseguido también incorporar al proyecto a una empresa vasca de referencia en el sector, en este caso la alavesa Cegasa, e involucrar en el proyecto a otro centro vasco, IK4 Cidetec.

El último de los proyectos europeos en los que comienza a participar ahora el CIC Energigune, gira entorno a un nuevo material de investigación prioritario para la Comisión Europea, el grafeno. Esta es la iniciativa con una mayor inversión global, 54 millones de euros,  de los que 500.000 servirán para desarrollar los trabajos del centro vasco. Bajo la denominación Graphene Flagship (http://www.graphene-flagship.eu), este proyecto aglutina a 126 grupos de de toda Europa. El objetivo final es profundizar en las investigaciones con grafeno para poder obtener rápidamente productos tecnológicos revolucionarios que sean de gran utilidad para la sociedad, tanto por sus aplicaciones como por su capacidad para revolucionar diferentes industrias y crear crecimiento económico y empleo en Europa. Más allá de esta primera inversión inicial para los primeros 30 meses del proyecto, se prevé que en 10 años las inversiones alcancen en toda Europa los 1.000 millones de euros.

El CIC Energigune participará en este estudio aportando dos líneas de investigación para el desarrollo de aplicaciones tecnológicas del grafeno en el campo de la energía. Por un lado, liderará el estudio de nuevas aplicaciones del grafeno a los supercondensadores, elementos para el almacenamiento de energía de gran potencia y alta densidad energética. La segunda línea irá encaminada a ver nuevas posibilidades de uso del grafeno en las denominadas baterías Li-on, a  las que se realizarán diferentes pruebas de carga, durabilidad y estabilidad de los nuevos materiales de carbono. En este grupo de trabajo también participa la empresa vasca Graphenea.

El grafeno es una estructura laminar plana compuesta por átomos de carbono que tiene propiedades únicas muy superiores a las del silicio (material muy utilizado en la electrónica) y de gran aplicabilidad en sectores tan diversos como las comunicaciones el transporte o la energía.