Desarrollan una tecnología que abre la puerta a terapias personalizadas contra el cáncer

El centro tecnológico vasco IK4-Tekniker investiga una nueva tecnología de detección electroquímica de biomarcadores relacionados con el cáncer y afecciones inflamatorias, un desarrollo que abre la puerta al diseño de terapias personalizadas.

IK4_TeknikerEl centro de Eibar lleva dos años trabajando en el desarrollo de esta tecnología, que permite detectar in-vitro sobreexpresiones de la proteína ErbB2, un biomarcador clave para el pronóstico del cáncer de mama, la variedad de esta enfermedad más frecuente en mujeres con un 23% del total de casos.

Los expertos del centro tecnológico, en colaboración con la Universidad Complutense de Madrid, han desarrollado un biosensor basado en el uso de partículas magnéticas para la detección del ErbB2 en tres medios diferentes.

Continuar Leyendo